lunes, 5 de octubre de 2015

Chile: Rectores mantienen duda sobre gratuidad

Mientras que las universidades agrupadas en el Consejo de Rectores (Cruch) y el Consorcio de Universidades Estatales (Cuech) valoraron los avances en relación con la gratuidad para el 2016, el rector de la Universidad Católica y la Agrupación de Universidades Regionales mantuvieron sus dudas con respecto a las implicancias de aceptar ser parte de este sistema debido a que “las incertezas continúan”.
Con las cifras en la pizarra y calculadora en mano, se desarrolló la sesión extraordinaria del Consejo de Rectores de las Universidades Chilenas, que contó con la presencia del jefe de la División de Educación Superior, Francisco Martínez, instancia en la que los rectores esperaban tener más detalles sobre el financiamiento que recibirán las instituciones el año 2016.
Concluido el encuentro, Martínez indicó que en la reunión pudo aclarar algunas de las dudas que plantearon los rectores, sobre el contenido de las glosas.
En relación a la participación de las instituciones, el jefe de la División de Educación Superior desdramatizó lo planteado por rectores de universidades vinculadas a la iglesia católica, indicando que formar parte de la gratuidad 2016 no es obligatorio.
“La opción de la gratuidad 2016 es voluntaria, la institución tiene que evaluar sus políticas con absoluta libertad. La invitación es justamente a que vean si están en condiciones de participar en la gratuidad y ya están más que claras las condiciones que tienen que cumplir”.
Aldo Valle, rector de la Universidad de Valparaíso y Vicepresidente Ejecutivo del Consejo de Rectores (Cruch), indicó que si bien hubo avances aún falta información para poder calcular lo que será la matrícula del próximo año.
“Avanzamos en resolver algunas de las dudas que teníamos, pero hay una duda muy importante: cómo hacemos el cálculo para simular y anticipar el resultado de este cambio para una matrícula muy importante en nuestras universidades. Hay universidades del Consejo de Rectores, especialmente las universidades de regiones, cuyos estudiantes pertenecientes a los primeros cinco deciles representan el sesenta o el setenta por ciento de toda su matrícula”.
Ennio Vivaldi, rector de la Universidad de Chile y presidente del Consorcio de Universidades Estatales (Cuech), señaló que hay que darle crédito al Ministerio de Educación que se propuso avanzar hacia la gratuidad, transito que hasta ahora, a su juicio, ha tenido éxito.
“Claro que en el cálculo de las asignaciones a las universidades, los criterios que se han tomado han sido en el sentido de hacer todos los esfuerzos para darle el mayor financiamiento posible a cada universidad. De distintas fórmulas que había para calcular las brechas, etcétera, se optó por aquellas que a todas luces favorecen a las universidades y apuntan a minimizar cualquier brecha negativa que haya”.
Sin embargo, Ignacio Sánchez, rector de la Universidad Católica, indicó que en su concepto la reunión fue útil para despejar algunas dudas que los rectores tenían a partir de la presentación de la glosa presupuestaria, pero que aún no ha cambiado nada que pueda hacer recapacitar a su institución de la decisión de no participar de la gratuidad 2016.
“Nosotros seguimos con las incertidumbres que hemos planteados en términos de planes de desarrollo, de completa autonomía de las instituciones y también de los aspectos económicos. Todavía las incertezas continúan así que creo que las próximas semanas veremos si se aclara o no. La posición nuestra yo la he explicado, no podemos hoy día, con estas condiciones, acceder a esta propuesta”.
Por su parte, el rector de la Universidad de Playa Ancha y presidente de la Agrupación de Universidades Regionales, Patricio Sanhueza, advirtió que “la limitación del aumento de matrícula pondrá una restricción al crecimiento que debieran tener las universidades regionales”, agregando que afectará la autonomía de los recintos.
Fuente: http://radio.uchile.cl/